Categorías
Barullo en papel La entrevista

Un año al frente del barco en medio de la tempestad

Jorge Llonch apenas iniciaba su gestión como ministro de Cultura cuando se desató la pandemia. Lejos de arredrarse, encontró respuestas creativas ante un desafío de magnitud impensada. Ama lo que hace, pero confiesa que aún extraña la época en que se convirtió en el sonidista de Charly García.

Categorías
Barullo en papel La entrevista

Dante Taparelli: “La sociedad tiene que entender la importancia del artista”

“Atípico”, como él mismo lo afirma, el hombre que el intendente Pablo Javkin puso al frente de la cultura rosarina dialogó extensamente con Barullo y puso las cartas sobre la mesa. Frontal y picante, se despreocupa de las apariencias y rompe con la burocracia: “Yo laburo con el alma de la gente”.

Categorías
Barullo en papel Columnas

Filibusteros

Cuando le ofrecieron el trabajo Justo dijo que no sin siquiera pensarlo. Las restricciones sanitarias a la circulación en medio de la epidemia eran severas. Hacía poco más de un mes que los vehículos eran controlados por la policía cuando intentaban cruzar de una provincia a otra. Si ya de por sí el transporte que…

Categorías
Barullo en papel Columnas

Volver a los diecisiete

Por poner un lugar, el bar Odeón. O el Continental. Santa Fe y Mitre, o Alem y 3 de Febrero. Mil novecientos setenta, por dar una fecha. Volver a los diecisiete, desde el rabo de la vida, es como lamer la herida, sin que la pena me inquiete. Después, esos dos vértices daban lugar a…

Categorías
Barullo en papel Cultura

Visto & oído

El Perseguidor Indudablemente una voz enfática y de contornos envolventes funciona desde que la radio pidió permiso para ser parte de una comunicación que ofertaba un mundo de información y sensaciones y pudo, con el correr de los años y según el programa de que se tratase, hasta cambiar los estados de ánimo de la…

Categorías
Barullo en papel Crónicas

Cincuenta y nueve paradas en medio de la peste

La ciudad vista desde arriba de la K, después de las modificaciones que sufrió el sistema de transporte rosarino. La pregunta que queda flotando es: ¿qué trole hay que tomar para seguir?