Categorías
Barullo en papel Cultura

La poesía de vanguardia argentina

Todos los títulos de la Colección de Poesía Vanguardia tienen en común ser obras de juventud y de ruptura. De vanguardia. Quizá por reunir estas cualidades, emana de ellos un tono de vigor y lozanía que parece provenir de lo visto y nombrado por primera vez. Una breve historia al respecto: bajo la dirección de Evar Méndez y con unas ganas rabiosas, juveniles, de despertar, de conmover a sus contemporáneos, se iniciaba la segunda etapa del periódico Martín Fierro (1924/1927), decididamente abocado a la difusión de la literatura y el arte de ruptura. Su tirada alcanzó por aquellos años los 25 mil ejemplares, número que para una publicación de tales características todavía hoy sorprendería.

La legendaria redacción de Martín Fierro funcionaba en un primer piso de la esquina de Lavalle y Florida y será por ese dato catastral que a los poetas nucleados en torno al periódico se los conoce con el nombre de grupo de Florida. La tirada del semanario, por sí sola, es indicadora de hasta dónde Buenos Aires llegó a constituirse en una ciudad faro para la cultura y especialmente para la vanguardia artística del mundo. Allí escribieron, entre otros, los jóvenes Raúl González Tuñón, Norah Lange, Leopoldo Marechal, Jorge Luis Borges, Conrado Nalé Roxlo, Xul Solar, Macedonio Fernández, Oliverio Girondo, Evar Méndez y Ricardo Molinari.

5poetas capitales (ediciones KA-BA) está hecha con dos títulos del grupo martinfierrista, escritos en Buenos Aires durante la década del 20, y la completan otros tres del período surrealista comprendido entre los años 40 y 50.  Los libros que componen la colección son: La calle de la tarde, Norah Lange (1925), Hecho de estampas, Jacobo Fijman (1929), La ley de gravedad, Carlos Latorre (1952), Otros poemas e Irene, Miguel Brascó (1953), y La última inocencia, Alejandra Pizarnik (1957).

El objetivo principal de 5poetas capitales es la recuperación de un corpus de obras que escribió y publicó la poesía de vanguardia argentina, desde la producida en Buenos Aires durante la trepidante y promisoria década de los años 20 del siglo pasado, hasta la obra de tres poetas de lenguaje surrealista que pertenecieron a la generación del 50, aquella a la que un crítico uruguayo había llamado parricida.

Eludiendo los lugares comunes donde toda revisión de la cultura argentina del siglo XX hace foco en el ditellismo y los años 60, 5poetas capitales toma distancia de dicho gesto. Las fuentes en las que abreva son los poetas y su obra escrita en Buenos Aires entre 1920 y 1959. Aquel periodo al que plenamente consideramos como el hacedor de modernidad en nuestra cultura.

Publicado en la ed. impresa #17

Por Liana Wenner

Directora de la Colección de Poesía Nuestra Vanguardia

Dejá un comentario